Desde el Consorcio Unión informaron que en el mes de enero del 2021 iniciarán los trabajos de fundación de los apoyos (pilotes) en el lecho del río Paraguay que corresponden a los tramos del viaducto de acceso de la región Occidental y del puente atirantado.

El Proyecto Ejecutivo de estas fundaciones es parte del Informe Final – Diseño de Fundaciones del Tramo Atirantado, documento que incluye la memoria de cálculo estructural, planimetría general, planos de detalles, así como de pilas 53, 54, 55 y 56.

Los parámetros técnicos para el “Diseño de Ingeniería” están a cargo de expertos en puentes atirantados del Brasil, bajo la dirección técnica del ingeniero Francisco Catão Ribeiro, de la empresa ENESCIL, contando con la colaboración de expertos de España y Suiza, así como de especialistas de VSL, empresa proveedora de sistema atirantado y de técnicos portugueses, específicamente de la empresa de CONSTRUGOMES.

Entre los requerimientos se especifica, por ejemplo, la distancia entre las pilas centrales de 300 metros, con vanos simétricos de 151,5 metros y el gálibo de navegación de 29 metros de altura, sobre las cotas de aguas máximas.

PROYECTO. Futuro puente Héroes del Chaco (MOPC).

Es importante mencionar que en el Pliego de Bases y Condiciones se estipula la aprobación parcial de componentes del proyecto, debido a la magnitud del mismo. La priorización de las fundaciones consiste en que este componente constituye la ruta más crítica de todo el proceso constructivo.

Cabe recordar que, ante la magnitud de la estructura y las condiciones de navegabilidad, los estudios de ingeniería prevén la utilización de tecnología de punta. Esto garantizará la seguridad, así como durabilidad del futuro corredor logístico que mejorará la conexión entre Asunción y el Chaco paraguayo.